La Fundación Reinventarse trabaja con jóvenes infractores de ley, de ambos sexos que hayan sido condenados o sancionados bajo el marco regulatorio penal de la Ley N° 20.084. Los jóvenes condenados a sanciones de medio libre y privativas de libertad pueden ser derivados de los centros semi cerrado y cerrados del Servicio Nacional de Menores, de igual forma derivados desde los organismos colaboradores, programas de sanción en el medio libre (PLA-PLE).

Los jóvenes beneficiarios al momento de la derivación deberán ser mayores de 17 años, 8 meses, de acuerdo a lo establecido en las Orientaciones Técnicas de los Programas de Intermediación Laboral, emanadas desde el Departamento de Justicia Juvenil SENAME.

Los Programas de Intermediación Laboral de la Fundación Reinventarse dan cobertura prioritariamente a los(las) jóvenes de la zona norte, sin perjuicio de lo señalado, la fundación abre sus puertas a derivaciones de otras zonas de la región metropolitana.

  • El proceso de reclutamiento resulta de las derivaciones enviadas por organismos colaboradores de SENAME que administran las sanciones de libertad asistida simple y libertad asistida especial,  además de las derivaciones de los centros semi cerrados y cerrados, de administración directa de SENAME. La derivación al programa deberá ser asistida y acompañada por los encargados y/o delegados de los correspondientes programas de sanción.
  • El proceso de selección se inicia con una instancia de análisis de caso donde participan los actores intervinientes tales como: el equipo del programa de sanción y el equipo técnico multidisciplinario de la Fundación Reinventarse.
  • En una segunda instancia de evaluación de ingreso, los jóvenes participan de una entrevista en profundidad, realizada por el Director(a) de Programas y un Asesor(a) Laboral.
  • Para finalizar el circuito de derivación y selección  el equipo técnico del programa de sanción deberá enviar la documentación solicitada para el ingreso del joven al programa. 

 

  • Jóvenes mayores de 17 años 8 meses, registrados en SENAINFO con la calidad jurídica de condenados.
  • Educación básica aprobada. Excepcionalmente pueden ingresar Jóvenes con 6° básico aprobado que contemple en su PII (Plan de Intervención Individual) objetivos destinados a la nivelación académica, con actividades concretas y el compromiso por escrito por parte del joven. 
  • Sin consumo problemático de drogas. En el caso de que el joven se encuentre participando de tratamiento por consumo de drogas, se solicitará un respaldo por parte de programa tratante a través de informe o análisis de caso.
  • Sin trastorno de salud mental que impida su adecuado desempeño laboral.
  • Contar con un Plan de Intermediación individual, con objetivos asociados a la incorporación laboral.
  • Motivación y voluntariedad por incorporarse al proceso de intermediación, colocación y mantención en espacio laboral, para ello se solicita una carta elaborada por el joven que manifieste los motivos que lo incentivan a postular.
  • Que se encuentren cumpliendo de una sanción bajo régimen cerrado, semi-cerrado o libertad asistida, con un tiempo de permanencia proyectado y/o decretado en la sanción o medida que sea al menos de 6 meses, además de informar de las sanciones pendientes con que cuenta el joven.
  • Para la implementación de cada uno de los ejes de intervención, se cuenta con el apoyo de organismos especializados del servicio público (MINSAL, INJUV y SERNAM) y con un equipo interno multidisciplinario de la Fundación, que actúa transversalmente para coordinar y asegurar el cumplimiento de los objetivos. La Fundación Reinventarse depende de la gerencia de Sustentabilidad de Komatsu Cummins y cuenta también con el apoyo político de su Directorio.
  • Para la implementación del Programa Reinventarse se debe tener en cuenta ciertas condiciones imprescindibles, como:
    • El compromiso político, transversal e integral de la empresa. Desde los directores hasta sus trabajadores.
    • Definición de un equipo responsable de la implementación al interior de la empresa.
    • Contratación laboral de los jóvenes del programa.
    • Financiamiento y control de gestión.
    • Alianza con organismos externos especializados.
  • Además, es fundamental alcanzar la mayor claridad posible con respecto a las funciones, los roles y compromisos de cada uno de los actores involucrados en el programa. Este proceso ayudará a clarificar, especialmente a los jóvenes, sus responsabilidades y deberes, al mismo tiempo que la empresa y sus trabajadores comprendan mejor el rol a desempeñar.
  • Por último, es importante hacer una inducción del programa en las áreas donde se insertarán los jóvenes a trabajar o hacer pasantías, ya que eso facilita su proceso de inserción dentro de los equipos de trabajo.